jueves, 7 de noviembre de 2013

Hace dos años publiqué en el blog esta colaboración de mi amiga mexicana SANDRA FIGUEROA que tuvo un impensable éxito materializado en más de 200 visitas y 63 comentarios desde varias partes del mundo. Hoy 2 años después en una fecha  muy significativa quiero volver a reproducirlo.

7 DE NOVIEMBRE

Hoy puede ser un día más para la mayoría de las almas, pero también puede ser un día especial para muchos hombres y mujeres... cada corazón, cada alma, cada sueño tiene un fecha grabada entre los vericuetos de sus sentimientos. Hoy es 7 de noviembre.
Paseando por el blog "Poemas de Poetiza", y con su debido permiso, gracias amiga Sandra, encuentro estos versos llenos de añoranzas, calidez, cercanía y amor. Quiero, con su publicación, homenajear a todas las personas que han hecho de cada día de su vida un perpetuo 7 de noviembre. FELICIDADES...

Foto: Amanece en la playa de Urbasur.



Hoy es un día como otro

y sin embargo para mi
es un día especial.

Hoy es día 7 de Noviembre
y son las 2:00 de la tarde.
Es un día especial

que para mi es inolvidable.

En un día como hoy te entregué
mi vida entera.

En un día como hoy
unimos nuestras vidas para siempre.

En un día como hoy
que para mí es
un día especial.


Sandra Figueroa H.
Monterrey, N. L. México

Fotos:Río Arnoia, apasionadamente sereno y la Catedral de Santiago bajo la luna llena.

Un abrazo de vuestro amigo DIEGO


6 comentarios:

Cristina dijo...

Hay muchas personas con un 7 de noviembre en sus corazones.
Bonita reflexión.Besos

Soñadora dijo...

Cuantos 7 de noviembre en los corazones amigo Diego, aunque a veces sea cualquier otro de los 364 restantes.
Besos

Del Rosa Al Amarillo dijo...

Cierto Cristina. Los recuerdos son hermosos.
Saludos
cercanos.

Del Rosa Al Amarillo dijo...

Soñadora, seguidora fiel del blog, me encanta leer tus comentarios.
Besos.

Jayja para tí... dijo...

si hoy puede ser un dia mas o un dia unico....un saludo

Del Rosa Al Amarillo dijo...

Hola vieja amiga Jayja, una alegría volver a verte por mis esquinas en rosa y amarillo.
Espero que desde Miami con tus añoranzas cubanas estés perfectamente.
Un abrazo